Campañas

De SinergiaCRM
Saltar a: navegación, buscar

Conceptos básicos

Una campaña es una acción (o conjunto de acciones) mediante la cual la entidad se comunica con (una parte de) su base social. Ejemplos habituales de campañas son los envíos de un boletín periódico, las convocatorias a eventos, el envío de la memoria anual, etc.

Para determinar qué parte de la base social será destinataria de una determinada campaña se utilizan las listas de público objetivo (LPO).


Listas de público objetivo

Una lista de público objetivo (LPO) es un conjunto de registros –personas, organizaciones, interesados y/o usuarios de la aplicación– que la entidad desea agrupar, ya sea por cumplir determinados criterios de filtrado, ya sea como fruto de una selección arbitraria, para poder operar con ellos de forma global, habitualmente como destinatarios de una campaña.

A modo de ejemplo, podríamos definir una LPO tras seleccionar a los socios activos de la entidad. O a los voluntarios de Córdoba, o a los patrocinadores, o a los profesionales de la entidad, etc.

Disponer de las LPO facilita al usuario la vinculación de un número considerable de registros a una campaña o a un evento. Un registro cualquiera puede pertenecer a ninguna, a una o a múltiples LPO.

Es relevante destacar que una LPO no es una búsqueda guardada que proporciona en cada caso los registros que cumplen determinados criterios, sino que se trata de un conjunto estático de registros, de modo que:

- los registros que se incorporan a una LPO permanecen en ella hasta que sean eliminados de la misma de forma explícita.

- los registros que, cumpliendo los criterios bajo los que se generó la LPO, no están en ella (se han incorporado posteriormente al CRM o en su momento no cumplían los criterios utilizados) quedarán fuera hasta que no se produzca su inclusión explícita en la misma.

Las LPO disponen de su propio módulo, accesible desde la pestaña Campañas, aunque también pueden ser generadas desde otros puntos de la aplicación. Veamos el proceso de creación de una LPO:


55.jpg


Los campos requeridos son Nombre y Tipo. Los tipos pueden ser:

- Por defecto: Contiene los destinatarios reales de la campaña. Cualquier campaña debe tener asociada por lo menos una LPO de este tipo.

- Prueba: Antes de realizar un envío real puede testearse usando una LPO de este tipo, en la que estén incluidos un pequeño número de destinatarios de confianza. Se utiliza al Enviar prueba en la campaña. En los resultados de la campaña existe la opción de Eliminar los resultados de pruebas para que no contaminen los datos de los envíos reales.

- De exclusión: Al asociarse una lista de este tipo a una campaña el CRM no enviará comunicación alguna a los registros que estén incluidos en la misma aunque también figuren en la lista por defecto. Por lo tanto, es una lista de mayor prioridad. Existen subtipos para generar listas de exclusión para un determinado dominio de correo o para seleccionar registros a excluir en función de su ID o de su dirección de correo electrónico. Un uso habitual de estas listas es el de asegurar que no se manda nada a aquellos destinatarios que así lo han solicitado.

- Cabeza de serie: Funcionalidad parecida a la lista de prueba. No suele utilizarse y puede ser ignorada.

Como veremos más adelante, cuando se trata de envío de boletines periódicos, la propia herramienta propone la creación de diferentes listas de público objetivo (Pruebas, Suscripción –equivalente a por defecto– y No suscripción –equivalente a exclusión).


Una vez creada la LPO, la asignación de registros (personas, organizaciones, usuarios y/o interesados) puede llevarse a cabo de diferentes formas:

- En los propios subpaneles de la vista de detalle de la LPO pueden seleccionarse registros de cada uno de los cuatro módulos indicados.

- A través de la función Agregar a Lista de Público Objetivo del menú del botón de acciones que aparece en la vista de lista de los módulos de Personas, Organizaciones e Interesados. En el proceso se puede elegir una LPO ya creada o crear una en el momento.

- Mediante la opción Exportar a una Lista de Público Objetivo de un informe basado en los módulos de Personas, Organizaciones o Interesados. En este caso siempre se creará una nueva LPO.

No es posible incorporar un registro cualquiera a una LPO desde la vista de detalle del registro. Tampoco es posible visualizar las LPO a las que pertenece un registro.


Si a una LPO ya existente se le añaden los registros obtenidos en una determinada búsqueda y algunos de estos registros ya figuraban en la LPO, en la LPO resultante dichos registros aparecerán una sola vez.

Igualmente, si en un envío apareciera una misma dirección de correo electrónico en más de una ocasión (ya sea porque esté el mismo registro presente en más de una LPO de las asociadas al envío, ya sea porque la dirección está asociada a diferentes registros), el CRM mandará un único mensaje a esta dirección.

De los dos párrafos precedentes se deduce que el sistema trata de evitar en cualquier circunstancia el envío de mensajes duplicados.


Existe también en SugarCRM el concepto Públicos Objetivo (PO), que no debe ser confundido con el concepto LPO que estamos describiendo en este apartado. Los PO serían un tipo de contactos que estarían en una fase anterior a la de Interesados. Dado que es muy poco habitual que una entidad tenga un protocolo de gestión de nuevas relaciones que distinga tres fases (PO, Interesados, Personas) en SinergiaCRM se ha optado por ocultar el módulo de PO. Si alguna entidad lo considera de interés, puede mostrarlo a través de las opciones de administración (ver Mostrar y ocultar módulos y subpaneles).


Creación de una campaña

Una campaña puede ser creada de forma similar a cualquier otro elemento de cualquier otro módulo, pero también existe la posibilidad de hacerlo utilizando un asistente. Ambas opciones aparecen en el menú de acciones del módulo. Se describe a continuación el proceso de creación a través del asistente.

En primer lugar, se solicita el tipo de campaña, a elegir entre:

- Boletín de noticias

- Email

- Campaña no basada en email


56.jpg


Es importante entender las diferencias entre las diferentes tipologías de campañas:

- La campaña de boletín de noticias permite el envío periódico de correos, sin fecha límite, y ofrece funcionalidades para la gestión de las suscripciones.

- La campaña de email, al igual que la de boletín, fundamenta la comunicación en el envío de correos electrónicos, pero responde a un objetivo y a un límite temporal concretos.

- La campaña no basada en email permite su gestión a través del CRM pero fundamenta la comunicación en otro tipo de canales (correo postal, teléfono, etc.).

Analizamos en este momento las campañas de email / no email, dejando las de tipo boletín para el apartado siguiente.

Una vez seleccionado el tipo de campaña aparece en la izquierda de la pantalla la lista de las diferentes etapas del proceso de creación de una campaña: Encabezado de la Campaña, Presupuesto, Seguimientos, Listas de Público Objetivo, Marketing, Enviar Email y Resumen. Cabe tener en cuenta que en una campaña no basada en email no aparecerán ni Marketing ni Enviar Email.

Para avanzar de etapa en etapa deberá pulsarse el botón Siguiente.


1) En Encabezado de la Campaña se suministran los datos básicos de la misma: nombre, estado, fechas de inicio y finalización, descripción, propietario y tipo.

El campo Estado es meramente informativo (para que los usuarios del CRM sepan en qué punto está la campaña en su ciclo vital) y no afecta a la ejecución de procesos relacionados (envío de correos, etc).


57.jpg


2) En Presupuesto, si procede, podrá consignarse la información económica de la campaña: ingresos y gastos esperados, coste real (a incorporar al finalizar la campaña), etc.


58.jpg


3) En Seguimientos, se detallan las URL (direcciones de Internet) sobre las que se desea evaluar la interacción de los destinatarios de la campaña.

Supongamos que se va a enviar un correo para solicitar donaciones para un proyecto y que en el cuerpo del mensaje hay dos direcciones web, una con información extra del proyecto y otra que apunta directamente al formulario de donación. Para la entidad remitente será interesante conocer cuántas personas han hecho clic en uno y otro enlace e, incluso, poder establecer una clasificación del tipo: personas que hacen clic en el enlace que lleva al formulario sin necesidad de tener más información, personas que hacen clic en ambos enlaces, personas que hacen clic en el enlace de más información pero luego no lo hacen en el de donación, etc. Para poder realizar este seguimiento es necesario que cada vez que un destinatario haga clic en uno de estos enlaces no sea enviado directamente a la dirección correspondiente, sino que pase primero por el CRM para que éste pueda registrar el clic y después reenviar al usuario dónde realmente quería ir. Este procedimiento es totalmente transparente para el destinatario y es el usado por todas las plataformas y aplicaciones de envío de correo masivo.

Para que este circuito a través del CRM se ejecute es necesario registrar en este paso de la campaña cuáles son las direcciones web (URL) que se desea monitorizar. Para cada una de ellas deberá indicarse un nombre de seguimiento (un alias) y la URL de seguimiento, es decir, la dirección a monitorizar. El proceso de alta de la URL termina pulsando en Nuevo seguimiento. Este proceso habrá que repetirlo tantas veces como URL se desee monitorizar.


59.jpg


Hay un caso especial de URL de seguimiento que se produce al marcar la casilla ¿Enlace para rehusar?. En este caso la URL que se crea podrá ser usada por el destinatario para darse de baja como destinatario de los correos de la entidad. Lógicamente, la URL de seguimiento es, en este caso, una dirección interna del propio CRM, por lo que el campo queda automáticamente rellenado y deshabilitado.

Es relevante conocer cómo gestiona el CRM los clics en enlaces de este tipo:

- Cuando el destinatario hace clic en una URL de baja en una campaña de email, el CRM marca su correo electrónico como rehusado (ver, por ejemplo, la vista de edición del módulo de Personas) con lo que a dicha dirección no se le volverá a mandar ningún otro correo, ya sea de esta o de cualquier otra campaña o boletín.

- Si la campaña fuera de tipo boletín, la baja se produciría solamente en el contexto de ese boletín (sería una simple desuscripción), pudiendo recibir otros boletines o mensajes de otras campañas.

Si se crea una URL de seguimiento para darse de baja el CRM asume que se incorporará a la plantilla del correo a enviar. Si no se crea, el CRM incorpora automáticamente un texto por defecto en las plantillas, asegurando así el cumplimiento de la normativa legal habitual. Así pues, es recomendable crear siempre explícitamente la URL de baja y añadirla a la plantilla, de modo que se controle completamente el proceso.


4) En Listas de Público Objetivo se vinculan a la campaña los destinatarios de la misma, pudiéndose utilizar las LPO ya existentes o crear otras nuevas en el momento. Cabe recordar que a una campaña pueden asignársele tantas LPO como sea necesario.


60.jpg


En las campañas de tipo email, después de este punto el asistente permite finalizar el proceso (entendiendo que la elaboración y el envío de los mensajes no tiene que producirse necesariamente en el momento de dar de alta la campaña) o guardar y continuar, almacenando los datos generales de la campaña (hasta este punto del proceso no se había hecho) y procediendo a facilitar la gestión de los mensajes concretos.


5) En Marketing el CRM permite crear un Email de Marketing, es decir, un mensaje concreto a enviar en el contexto de una campaña. Cabe recordar que en el marco de una campaña es posible mandar diferentes mensajes (por ejemplo: inicio de campaña, recordatorios, aviso final, rendición de cuentas, etc.).


61.jpg


Para crear un Email de Marketing hay que indicar su nombre, estado y fecha de inicio, indicar los parámetros relacionados con el remitente, crear o seleccionar la plantilla con el contenido y elegir las LPO a las que se va enviar. Este último punto es relevante en el sentido de que cada mensaje puede ser enviado a diferentes LPO y así, aunque se trate de la misma campaña, es posible segmentar el contenido en función de los colectivos destinatarios.

En la creación de la plantilla es relevante destacar dos aspectos: la posibilidad de personalizar el envío incorporando campos de datos en el cuerpo del mensaje (por ejemplo, para incluir un saludo con el nombre de la persona destinataria), así como, tal y como ya se ha explicado, la posibilidad también de introducir las URL de seguimiento creadas anteriormente para que el CRM pueda realizar el registro y conteo de los clics de los destinatarios.

Es posible incorporar a una plantilla de correo del CRM código HTML procedente de plantillas externas (por ejemplo, de MailChimp o aplicaciones similares). Sin embargo, cabe tener en cuenta que el editor del CRM es estricto en el cumplimiento de los estándares HTML por lo que es posible que algunos elementos de dichas plantillas sean ignorados. En cualquier caso, desde el propio editor del CRM es perfectamente posible diseñar desde cero plantillas como las que se suelen utilizar habitualmente en envíos electrónicos.


6) En Enviar mail es posible realizar un envío de pruebas (será necesario haber indicado una LPO de este tipo), planificar el envío real (es decir, ponerlo en cola para que se envíe en el momento indicado en el paso anterior) o, simplemente, guardar los datos suministrados en el apartado anterior (finalizar). En este último caso, siempre es posible volver a la ficha de la campaña en cualquier momento posterior para proceder a realizar envíos de pruebas o el envío definitivo.


62.jpg


En el supuesto de que una misma campaña se realice con cierta periodicidad de forma similar (por ejemplo, campaña de Navidad), se recomienda duplicar la campaña existente y sobre la copia generada realizar las modificaciones oportunas (fecha, descripción...), aprovechando de esta forma las LPOs asociadas con anterioridad. El resto de elementos (URL de seguimiento, correos de marketing, etc.) no se replican en la nueva campaña.


Particularidades en la creación de un boletín

Como se ha indicado en el apartado anterior, los boletines electrónicos de noticias (newsletters) son gestionados como un tipo especial de campaña, que presenta algunas particularidades en relación a lo descrito en ese apartado.

La estructura de etapas del asistente de creación de campañas es prácticamente la misma que para campañas de email. Solamente aparece una etapa diferente, Suscripciones, que sustituye a Listas de Público Objetivo.

- En Encabezado de la Campaña, además de los campos ya citados en el capítulo anterior se solicita la frecuencia de envío del boletín, aunque se trata de un dato meramente descriptivo, sin impacto en el funcionamiento del CRM.


63.jpg


- Las etapas Presupuesto y Seguimientos son idénticas a las de una campaña de email.


- En Suscripciones deben consignarse las LPO que van a estar vinculadas al boletín. Todo boletín debe tener por lo menos tres LPO asociadas: la de Suscriptores, la de No Suscriptores y la de Prueba. En caso de que el usuario no seleccione una lista de entre las existentes para algunas de las tres categorías, el CRM creará tantas listas vacías como sea necesario y las asociará a las categorías correspondientes. A parte de estas tres LPO, el usuario podrá asignar posteriormente todas las LPO que desee mediante el subpanel Lista de Público Objetivo de la vista detalle del boletín.


64.jpg


- Las etapas Marketing y Enviar email son idénticas a las de una campaña de email.


Gestión de suscripciones a boletines

La incorporación de un destinatario a una campaña de tipo Boletín de noticias puede hacerse de dos formas diferentes:

- Desde la ficha de la LPO de suscriptores del boletín. Pueden agregarse -como a cualquier LPO- personas, interesados, organizaciones o usuarios del CRM.

- En los módulos Personas e Interesados, en el menú del botón de acciones de la vista de detalle existe la opción Administrar Suscripciones, desde la que es posible incorporar o eliminar al registro correspondiente de los diferentes boletines disponibles. Para ello basta con arrastrar los nombres de los boletines de la columna de suscritos a la de no suscritos o viceversa.


65.jpg


66.jpg


Si se desea saber el número de suscriptores de un determinada campaña o boletín deberá acudirse a su ficha de campaña y localizar el subpanel de las LPO vinculadas al mismo. También se puede consultar este dato en la vista de detalle de cualquier LPO.

Cabe destacar que, cuando se genera un formulario de suscripción a un boletín, el nuevo suscriptor incorporado vía formulario, que aparecerá en el módulo de Interesados, no quedará realmente suscrito al boletín hasta que de forma manual se gestione su suscripción según lo indicado en los párrafos precedentes.


Envíos de la campaña

El proceso de envío de correos relacionados con una campaña es el siguiente:

1. Creación de la campaña: según comentado en el punto Creación de una campaña.

2. Planificación del envío de los correos de márketing: se puede realizar en el último paso de la creación de la campaña o bien en el momento deseado a través del botón Planificar email que se encuentra a la derecha del correspondiente correo de márketing (para acceder a dicha vista pinchar en la opción Lanzar asistente en la vista detalle de la campaña). En este momento todos los correos que se deban enviar según las LPO seleccionadas, se añadirán a la Cola de email (visible desde Admin / Email / Cola de Email).

3. Envío de los correos de márketing: hay dos tareas programadas (se pueden ver en Admin / Sistema / Planificador) que participan en el proceso de envío de correos relacionados con las campañas:

- Run Nightly Mass Email Campaigns: Realiza el envío de todos los mensajes que están en la cola de correo pendientes de ser enviados. Cada ejecución de dicha tarea tiene un número máximo de correos que se pueden enviar. Este máximo (que debe tener en cuenta las propias limitaciones del servidor SMTP que se esté usando por parte de cada entidad) se define en Admin / Email / Configuración de Email para Campañas / Opciones de correo saliente, en el campo Número de emails enviados por lote. Si el número de correos que se encuentran pendientes de enviar en la Cola de email supera ese máximo, se tardará más de una ejecución en realizar el envío de todos los correos.

De los que se intente mandar, unos saldrán correctamente, otros saldrán pero después rebotarán y otros directamente no saldrán (el SMTP ya no los acepta por diferentes razones). Estos últimos son los que quedan con la casilla En proceso marcada en la Cola de email y el CRM no volverá a reenviarlos hasta 24 horas después aunque no tenga nada más en cola. Si estos mensajes permanecen varios días en cola y va creciendo el número de reintentos deben ser eliminados de la cola y las direcciones de correo borradas o corregidas.

Cabe tener presente que algunos servidores SMTP bloquean el envío de cualquier correo en cuanto detectan un intento de envío o reenvío a una dirección errónea. En estos casos puede ser relevante depurar las direcciones erróneas con frecuencia para que el envío general no quede parado.

Si, por cualquier motivo, no se desea esperar a que se ejecute dichos proceso de forma programada, se puede forzar el envío inmediato de los correos que se encuentran en la cola de correo de forma manual, accediendo a la Cola de email (Admin / Email / Cola de Email) y pinchando en Enviar Emails de Campañas Encolados. También de esta forma se tiene en cuenta el número máximo de mensajes por lote, por lo que si en la cola hay un número superior de correos deberá forzarse el envío las veces que sea necesario (la función que se ejecuta cuando se fuerza el envío o cuando el Scheduler dispara la tarea programada es la misma) o esperar a la siguiente ejecución de la tarea programada.

- Run Nightly Process Bounced Campaign Emails: Se conecta al buzón de rebotes que se haya usado como remitente de la campaña y captura todos los mensajes devueltos (buzones llenos, cuentas inexistentes, etc.) para que el gestor de la campaña pueda proceder a la limpieza de la base de datos.


Estado de la campaña

Una vez lanzada una campaña es posible realizar un seguimiento del estado de la misma (sin olvidar que desde el módulo de Informes podrán realizarse también determinados análisis).

En el informe de Estado –de mayor interés para las campañas basadas en email– se presentan en formato gráfico los impactos de la acción: mensajes enviados, mensajes vistos, enlaces clicados, interesados creados, mensajes rebotados (en función de las diferentes causas), direcciones omitidas en el envío, etc.

Las entradas que se incluyen en Clientes potenciales creados, Personas creadas, Cuentas e Interesados tendrán el siguiente origen:

- Clientes potenciales creados (equivalente a Interesados): aquellos convertidos de Público Objetivo (módulo apenas usado, ver explicación a continuación) a Cliente Potencial (Interesado), relacionados con esa campaña.

- Personas creadas: aquellos convertidos de Cliente Potencial (Interesado) a Persona, relacionados con esa campaña.

- Cuentas: aquellas convertidas de Cliente Potencial (Interesado) a Organización, relacionados con esa campaña.

- Interesados: procedentes de la captación de datos vía formularios web vinculados a esa campaña.

Los registros del módulo Público Objetivo serían un tipo de contactos que estarían en una fase anterior a la de Interesados. Dado que es muy poco habitual que una entidad tenga un protocolo de gestión de nuevas relaciones que distinga tres fases (PO, Interesados, Personas) en SinergiaCRM se ha optado por ocultar el módulo de PO. Si alguna entidad lo considera de interés, puede mostrarlo a través de las opciones de administración (ver Mostrar y ocultar módulos y subpaneles).

Los registros que estén en el subpanel de Excluidos por dirección o dominio son aquellas direcciones que el CRM ha descartado del envío. Bien porque estaban duplicadas (más de un contacto con aquella dirección, por ejemplo), bien porque están en la lista de exclusión, bien porque ya se había enviado este mensaje a ese destinatario o otras casuísticas por el estilo.

Además es posible consultar los registros concretos que sustentan cada indicador a través de los subpaneles que acompañan al gráfico. Esto facilita, por ejemplo, la revisión de direcciones de correo electrónico incorrectas.

Finalmente, es posible consultar los datos citados anteriormente ya sea de forma agregada para el conjunto de la campaña, ya sea filtrándolos a nivel de los envíos individuales.

67.jpg

Editor de plantillas

Publicación de imágenes

Las imágenes que deban ser incorporadas a una plantilla de correo deben estar subidas previamente en alguna ubicación web pública desde donde puedan ser referenciadas mediante su dirección URL específica. Por ejemplo, podría crearse una carpeta en el sitio web de la organización que se llame imagenes_boletines y guardar en ella todas las imágenes. Lógicamente, una imagen que vaya a ser usada en varias plantillas (logos de la entidad o de redes sociales, etc.) bastará con subirla una sola vez.

Una vez subidas las imágenes, cada una de ellas tendría una URL del tipo http://www.entidad.org/imagenes_boletines/foto1.jpg. Al insertar una imagen en la plantilla (Insert/edit image), aparecerá la siguiente ventana emergente, en la que deberá indicarse la citada URL.

Editor plantillas imagenes 01.jpg

Al indicar la URL automáticamente se rellenarán las casillas de las dimensiones. El resto de casillas pueden rellenarse o no según convenga.

Se pueden subir imágenes de los tipos habituales utilizados en internet: jpg, gif, png. Las dimensiones y la resolución son libres, pero cabe tener en cuenta que cuanto más grande sea la imagen más tiempo necesita para cargarse. En este sentido lo ideal es tratar de buscar un buen equilibrio entre calidad y peso. Por ejemplo, en Photoshop existe una opción llamada Guardar para web especialmente pensada para lograr este objetivo. De todos modos, cualquier editor gráfico permite trabajar estos elementos sin mayores dificultades. Cabe tener en cuenta también que habitualmente el cuerpo de un boletín electrónico convencional no suele superar los 600 píxeles de ancho, por lo que las imágenes tampoco deberían superar este ancho.


Plantillas basadas en tablas

La práctica totalidad de los boletines electrónicos basan su estructura (maquetación) en una o más tablas. Antiguamente este sistema de maquetación se utilizaba también para los sitios web en general, pero su uso no cumplía con los estándares y se fue abandonando con la progresiva evolución de las hojas de estilo (CSS). Sin embargo, en los boletines se ha mantenido el uso de las tablas porque simplifica enormemente el diseño de los mismos y porque los clientes de correo electrónico (es decir, las aplicaciones en las que los destinatarios visualizarán los boletines recibidos) no suelen realizar una gestión del HTML/CSS tan completa como la que realizan los navegadores. En este sentido, las tablas ayudan a lograr una visualización correcta y homogénea de los contenidos de un boletín en cualquier cliente de correo, ya sea web o de escritorio (Outlook, Gmail, Thunderbird, etc.).

El diseño de una tabla se realiza igual como se haría en un documento de texto tipo Word, por ejemplo. Una tabla contiene un cierto número de filas y cada fila un cierto número de celdas. Dentro de cada celda se puede colocar contenido o no (a veces se usan para dejar espacio libre o para separar celdas con contenido). También se puede jugar con la combinación de celdas para lograr, por ejemplo, una cabecera de una sola celda en la que meter una imagen que ocupe todo el ancho del boletín.

Normalmente las tablas no se ven, es decir, sus bordes (tanto los exteriores como, sobre todo, los de las celdas interiores) son transparentes, pero estan ahí, marcando los límites espaciales del boletín y de cada una de sus partes.


Importación de plantillas externas

Actualmente existen múltiples herramientas de marketing electrónico como Mailchimp que permiten el diseño de boletines u otros formatos de correo a partir de plantillas predefinidas más o menos vistosas. Existe la posibilidad de usar una de estas plantillas externas en el CRM, mediante el copiado y pegado del correspondiente código HTML de la plantilla.

Una vez copiado el código de la plantilla en la herramienta de origen deberá pegarse en el editor del CRM mediante el botón HTML (el primero que aparece en las barras de herramientas del editor). Al pulsar el botón en cuestión aparecerá una ventana emergente que mostrará el contenido actual de la plantilla con las etiquetas HTML visibles. Puede borrarse todo lo que aparezca y a continuación pegar el código procedente de la herramienta externa. Finalmente pulsar el botón Update para cerrar la ventana emergente y ver el contenido en el editor visual.

Cabe tener en cuenta que el editor del CRM usa unos criterios estrictos para validar el código HTML introducido, por lo que es posible que una parte del diseño original se pierda o no se muestre exactamente igual y deba ser afinado en el editor visual del CRM.


Volver al inicio